title

CÍRCULO DE POESÍA

 

Foja de poesía No. 097: Teresa Calderón

13 Nov 2009

Teresa CalderónDestacada poeta, Teresa Calderón (La Serena, Chile, 1955) también escribe ensayo y cuento. Ha recibido distinciones como el Premio Artes y Letras de El Mercurio y Premio Pablo Neruda. Autora de poemarios como Causas perdidas, Género femenino e Imágenes rotas. Es coautora de Veinticinco años de poesía chilena: 1970-1995. A continuación una muestra de su poesía.

 

 

 

TERESA CALDERÓN

(La Serena, Chile, 1955)

 

 

 

Mujeres del mundo: uníos

 

 

Arriba mujeres del mundo

la buena niña

y la niña buena para el leseo

las hermanitas de los pobres y amiguitas de los ricos

la galla chora y la mosca muerta

la galla hueca y la medio pollo

la cabra lesa y la cabra chica metida a grande

canchera la cabra

y la que volvió al redil

 

la que se echa una canita al aire

la que cayó en cana o al litro

y la caída del catre

la penélopes mata haris y juanas de arco

la que tiene las hechas y las sospechas

la que se mete a monja

o en camisa de once varas

 

la mina loca la mina rica

pedazo de mina

la que no tenga ni perro que le ladre

y la que “tenga un bacán que la acamale”.

 

Arriba mujeres del mundo

la comadre que saca los choros del canasto

los pies del plato

y las castañas con la mano del gato

las damas de blanco azul y rojo

las de morado

las damas juanas y damiselas

todas las damas y las nunca tanto

 

la liviana de cascos y la pesada de sangre

la tonta que se pasó de viva y la tonta morales

la que se hace la tonta si le conviene

la que no sabe nada de nada

y ésa que se las sabe por libro.

 

La madre del año arriba,

madre hay una sola

y las que se salieron de madre

 

Arriba mujeres del mundo:

la cabra que canta pidiendo limosna

la que como le cantan baila

v la que no cantó ni en la parrilla.

 

 

 

 

 

Celos que matan pero no tanto

(Fragmentos)

 

4

 

Come ves

o como no ves

estoy pendiente de ti.

Estoy el colmo de ti.

 

5

 

He aguzado el olfato

para husmearla mejor en tus camisas

en los jardines de tu pecho.

Si captaras la sutileza de mí oído

qué magnífico espectáculo

pegado a las puertas

el ojo a las cerraduras

como el náufrago

a su tabla

y todo el océano

para él solo.

 

6

 

Todos mis sentidos alerta

pueden reconocerte

a una distancia de metros

bajo una niebla de película

en pleno centro de Santiago

a las doce del día

en medio de la gente, animal

Todos mis sentidos alerta.

Dije todos

menos el sentido

del humor.

 

7

 

Cuídate de mí, maldito,

porque te amo

 

9

 

Te acaricio

te araño

con táctica felina

porque estás mintiéndome

porque te juro

lo sé todo

aunque no digas ni pío.

 

10

 

Tardaría la noche entera

enumerando

los espantos que te haría

si se confirman

mis

-según tu miserable opinión-

­infundadas sospechas.

No tienes idea

la de horrores que soy capaz

mi vida

la infinidad de maleficios

que prepararía en la cocina

hasta dar con esa pócima

que te pusiera fuera de combate.

 

 

 

 

Código de aguas



La lluvia
se dedicó a llover
desconsolada.
Trajo un canto perdido
y acunado en subterráneos.
Vino hiriendo
las tejas de los años
las rodillas de un niño
con ojos fijos
llegó a beber la conciencia.
Después formará túneles
crecerá por encima del ladrillo
y el agua
se esconderá en la tierra
con los muertos.

 

 

 

 

Poetas

 

¿El poeta nace o se hace?
Desafío de la página en blanco
o de la mente en blanco del poeta
Cada poeta como un blanco
de la artillería de los otros poetas
Entre poetas no nos vendamos pailas de cobre.

Un poeta es un poeta
poeta de tiempo completo peso completo
poeta medio gallo pesado
Poeta virgen que le copia a todos
Pendenciero belicoso curagüilla bacán tollero
fullero hombre mujer de la calle la ciudad la academia
Poetas que no están ni ahí con nadie
porque nadie está ni ahí con ellos.

Un tipo que se las cree todas
que la poesía es una isla y hay que llegar como sea
a aletazo limpio aplica la eutanasia
En su opinión casi todos los poetas son malenas
no tienen nada que decir
El poeta es un dios cuando sueña
y un mendigo cuando piensa
cómo liquidarle la reputación a otro poeta.

Algo así como que un poeta es un poeta
y dos son multitud.

Confieso: Yo antes era un pecador
también escribía poesía
Pero el Señor se apiadó de mí
me iluminó y dejé de escribir.

 

 

Datos vitales

Teresa Calderón (La Serena, Chile, 1955). Es licenciada en literatura y profesora universitaria. Ha escrito poesía, cuento, ensayo y textos para niños. Por su trabajo ha recibido diversas distinciones literarias, entre las que destacan: Premio Artes y Letras de El Mercurio y Premio Pablo Neruda. Autora de los siguientes libros de poesía: Causas perdidas, Género femenino e Imágenes rotas. Ha sido invitada a innumerables encuentros de escritores y festivales de poesía tanto en Chile como en el extranjero. Su poesía ha sido traducida a varios idiomas. Actualmente se desempeña como docente en la Universidad Diego Portales.

Share Button

Escribe un comentario