title

CÍRCULO DE POESÍA

 

Foja de Poesía No. 358: Luis Perozo Cervantes

07 Ago 2012

Presentamos algunos textos del joven poeta venezolano Luis Perozo Cervantes (Maracaibo, Venezuela. 1989). También es ensayista, promotor cultural y tallerista. Es autor de los libros Noche ElectoralPoemas para el nuevo orden mundial y A puro despecho. Fue merecedor de la Orden estímulo al mérito literario Andrés Mariño Palacio 2007

 

 

De Noche electoral (Sevilla, 2010):

 

La noche electoral
sabe a conserva de coco
y las grandes
vendedoras
con muslos tatuados
y faldas
rojas
se llenan
la boca diciendo
que su conserva
que su coco
que su
noche electoral
es noche buena

 

 

 

Me duele la foto

y los dientes

que no se pueden mover

 

me duele el saco

y las pulgas

que se comen a los perros

 

me duele tu voto

como me duele

el otro voto

me duele la urna

como me duele el mitin

 

me duele la conciencia

 

 

 

 

la noche electoral

vigila

 

vigila

la barrera de hombres

que firmaron

 

la noche electoral

vigila

 

vigila

la mujer que cuenta

los papelitos

la come muertos

la de lentecitos

la que trabaja en la prefectura

y hace café sabroso

 

la noche electoral

vigila

pero su luna

 

jamás se convence bien de los relojes

 

baila

como un gata preñada

 

no alumbra

completamente

como

para poner el clima

 

 

 

 

la gente

sale con tambores en los pies

la noche electoral no ha terminado

la esperanza llama

 

los tambores son más fuertes

pisa el negro

pisa el armamentado

“pisa tu madre”

“me piso en tu madre”

 

Si las señoritas no estuvieran leyendo esto

contaría como llegue

al cesto de la basura

 

 

 

 

De Poemas para el nuevo orden mundial (Maracaibo, 2011)

 

 

Con la tecnología moderna
hemos aprendido
que nada es posible

porque la tecnología
nos enseña que nadie vuela solo

que nadie ve unicornios sin lentes 3D

 

con la tecnología moderna
hemos aprendido
que parir
que comer
y hacer el amor
son como la poesía.

 

 

 

 

Estoy harto
de escuchar
a cretinos como tú
(que hollywoodense sonó eso)
leer mis poemas
con la boca
sucia
con las piernas velludas
con la cartera vacía
y los genitales erectos

¿Qué te crees tú?
¿Qué por ser poesía
soy del pueblo?

 

 

 

 

Ser sencillamente
pobre
es ridículo

también tienes que ser
feo, o negro, o idiota
o falto de ánimo

por eso
gobernar el mundo
es un oficio para nosotros

los ricos

que solamente
somos ricos

 

 

 

 

A una señora
le cayó una piedra
en la cabeza

se olvido de su nombre

sólo se sabe
un poema de Rubén Darío

está jodida
y no lo recuerda

 

 

 

 

Me hice artista
dijo un amigo
que había cogido a una puta

me hice marico
dijo un amigo
que había escrito un poema

me hice
dije

 

 

 

 

Limpiemos la cama de las nubes
ella no saben de bombas
ni de tornillos

 

sólo aprendieron a convertir la luz en rosa

limpiemos sus pies
que están llenos de lluvia

todo
veamos
que no siempre
nos visitaran los cielos

 

 

 

 

Nadie se niega a pagar
pero nos parece
un precio muy alto

 

un planeta
que derriba su propio muro de Berlín
y ahora nos cobra intereses

¿quién tendrá más razón
Hemingway o Marinetti?

 

 

 

 

Lleno de toda nulidad
me alisto a esta vocación

falto de pájaro
compongo la penumbra
¿qué puente cuelga
en la sombra?
¿hasta cuándo hablaremos
de duelos y navidades?

me armo y emprendo
la andancia de este compromiso
en la negación del propio puente
en la barrera que nos une
en el estereotipo de las fronteras

así nos izamos
para que nos agujereen
las palomas
como piedras de paz
como diamantes emplumados

así me alisto
al ejercito de los caídos
donde la probidad esconde el arte
y las mujeres informes

me anoto a la práctica más humana
y a sus consecuencias
que sumo y asumo
con suma dificultad

me voy
(y no me contradigo)
a poblar
una estrella
a pactar con mi senectud de poeta

a volar
por culpa de todos
en la levedad de mis pasos

así
donde no hay más cobijo que tu sombra
tan inexistente
como una mujer con formas de nube

en la nulidad
de este acto
me ayudo
a desaparecer.

 

 

De A puro despecho (Coro, 2012)

 

 

 

A puro despecho
me desangro
pero de suspiro sigo latiendo
sigo desamando
quieto
el abandono

en el cuarto de máquinas
sólo queda el estallido de un corazón

añicos es muy completo
para describir la forma

por eso, a puro despecho
juntando los días que me faltas
las horas que no me tengo

me voy haciendo la coartada
mi apoyadura de recuerdo

 

 

 

Piénsalo bien,

estás cambiando a un artista
por un deportista

cambias a un poeta
por uno más de los futbolistas del patio

un ingeniero o vigilante
(un cualquiera más mortal que los mortales)
es el sustituto de tanto presente infinito en los poemas

sé que él te gusta más
sé que no aguantas tantas borracheras
sé que tienes toda la razón

pero piénsalo bien,
hay una inmortalidad de por medio.

 

 

 

 

Señores, mi lucha no es conmigo mismo
una nalgada no bastará
para dejar de ser poeta

Esto que me pasa
es más complejo

depende de la tristeza
(y palabras parecidas a la misma)

Mi verdadera lucha,
es contra ella misma (mi mujer)
que además de llevarse todo lo mío
también quiere llevarse la mitad de lo de ella.

 

 

 

Colgué un cartel en la cama
«Esposa extraviada. No revolver las sábanas
puede estar en la arruga más discreta»

y en el frente de la casa, colgué:
«Ponme la mano aquí
Macorina
si no vuelves
deja la mano»

y en el bar, por último, y para insistir en el duelo

«Malena canta tango
como ninguna
si alguien la ve
dígale que en estos versos
tengo su corazón»

 

 

 

Ojalá llame pronto
o tendré que colgar un cartel en mi pecho

 

«Por favor, no botar basura»

 

 

 

Creo que debes leer estos poemas
te hará bien saber que te sigo amando
que te sigo sufriendo

será bueno para ti

todo el mundo necesita un golpe de autoestima
quizás
salgas de tu casa
(después de leer estos poemas)
brillando

como salías
cuando acababas de hacer el amor conmigo

 

 

 

 

Una de las cosas más duras
fue la separación de libros

como si un estado civil
pudiera cambiar el final
de María de Jorge Isaac

así de ridículo como pensar
que tú tienes el tomo uno del Quijote
y a mí, por ley,
me toca morir para recobrar la cordura
 
me parece curioso
tu interés en Madame Bovary
o mi reticencia a perder La comedia humana

¿Cuántas veces nos ofrecimos
mutuamente el Ulysses?

En cambio, tomaste Orlando, con tanto gusto
Mi señora Dalloway
las obras completas de Gertrude Stein

Yo me quedé, en contra de tu voluntad,
con Silvia Plath y Anne Sexton

Así como percaté, habías escondido antes
aquella edición rústica de Casa de muñecas

 

Te dejé todos los Anne Rice, Tolkien, J.K. Rowling
me dejaste a Neruda, Huidobro, Vallejo, Cardenal
discutimos por Los amorosos de Jaime Sabines

era tan fácil que ganaras
cada libro que te daba
escondía un beso
para zambullirse en tu memoria
con cada palabra

No extraño los libros
los libros me hacen extrañarte.

 

 

 

 

Listo, señora mía, usted ya ha colmado mi paciencia
me han venido a decir
que tiene un pretendiente

siempre hay un hombre dispuesto
a desgraciarle la vida a los demás

no se deje convencer
no le haga caso a sus atributos físicos
no permita que se le insinúe, ni siquiera sutilmente

sea usted una mujer comedida
ahórrese todo lo posible las miradas a los ojos

no se deje calentar el lóbulo de la oreja
con descripciones, evidentes, de su belleza

pero sobre todas las cosas
no se vaya a enamorar

vea primero, como he sufrido yo
que aún la amo

 

 

 

Datos vitales

Luis Perozo Cervantes (Maracaibo, Venezuela. 1989) Poeta, ensayista, promotor cultural, tallerista. Autor de: Noche Electoral (Grupo Palimpsesto2punto0. Sevilla, 2010),  Poemas para el nuevo orden mundial (Fundación Editorial El perro y la rana. Maracaibo, 2011) y A puro despecho (Ediciones Madriguera. Coro, 2012). Obtuvo mención del jurado en el III Concurso Mundial de Poesía “El mundo lleva alas” de la editorial norteamericana “Nuevas Voces” con el poema “Escribir de amor”. Resultó ganador del II Certamen La Grapa Literaria de la Dirección de Cultura y la Escuela de Letras de la Universidad del Zulia, en la mención ensayo con  el libro: “Novalis y el amor de ultratumba” y en poesía con el poemario: “Amoritud”, ambos en vía de publicación. Fue merecedor de la Orden estímulo al mérito literario Andrés Mariño Palacio 2007, mención narrativa, de la Gobernación del Estado Zulia.

Share Button

Escribe un comentario