CARGANDO...

Type to search

Wallau, nuevo libro de G.A. Chaves en México

Novedades Editoriales Otros Discursos Poesía Panhispánica

Wallau, nuevo libro de G.A. Chaves en México

Círculo de poesía November 12, 2016
Share

Este sábado 19 de noviembre a las 17:00 h. se llevará a cabo la presentación editorial Valparaíso México-Círculo de Poesía en el marco del festival DiVerso en CDMX. La cita es en el Museo de la Ciudad de México. Ahí se presentará, junto a otros títulos de la Nueva Colección Hispánica, Wallau (2016) del poeta costarricense G. A. Chaves. A continuación dos poemas del libro.

 

 

 

 

wallau_g_a_chaves

 

 

 

 

Idaho, 1997

 

(A Olga Ruiz)

 

Olguita me envió un pétalo en su carta y me pidió que revisara si hay flores donde vivo o si el cielo es parecido al que está sobre su casa pero aquí sólo veo nieve y de noche el cielo es el mismo con sus estrellas y su negrura es más ancho que nunca pues la luna se me pierde a veces aunque yo no me entristezco porque el pétalo no se marchita y releo la carta en la que Olguita escribió que la vida a nuestra edad se ve bonita mientras espero salir de esta casa para regresar a la mía y ver la flor entera sembrada bajo el cielo mismo angosto y a Olguita linda imaginándolo todo y escribiéndome cartas.

 

 

 

Ghazal

 

La memoria contiene un afán de realidad.

La memoria es deseo, como lo es la realidad.

 

Por calles que más que eso son recuerdos nublados,

detalles de una atmósfera, luz sin realidad,

 

imagino que invierno sería una palabra

más cálida que ausencia al hablar de realidad.

 

Las últimas señales del día en las paredes.

Amanece la noche. Duerme la realidad.

 

Lo que fue de la sed quedó en los vasos vacíos;

pero esta operación es tiempo, no realidad.

 

Como dos que se quisieron, pero se cansaron,

recogemos la ropa (hemos muerto, en realidad).

 

Nadie nos dijo cuánto durarían las cosas,

(durar, que nunca ser, es la vida, en realidad).

 

Cuando el último gesto es recoger en un saco

las horas infartadas de un día sin realidad,

 

no sé, algo queda renco y oscuro en los sentidos;

la vida no se apaga, pero sí la realidad.

 

Si pudiera ser fuego, ¿quemaría esta casa?

¿Podría restituir con fervor la realidad?

 

Lo único que existe es el teléfono ingrato.

La duda de si hay alguien ahí, en realidad.

 

“Aló, ¿habla Gustavo?” Esta vez diré que no.

Mañana no estaré y hablará la realidad.

Print Friendly, PDF & Email
Tags:

You Might also Like

Leave a Comment