title

CÍRCULO DE POESÍA

 

Poesía mexicana: Criseida Santos Guevara

08 Mar 2017
Cris

Presentamos un poema inédito de la escritora mexicana Criseida Santos Guevara (Monterrey, 1978). Es egresada de Letras Españolas del Tec de Monterrey (2001) y de la maestría en Español en la Universidad Estatal de Nuevo México (2002) donde se especializó en Escritura Creativa. En 2008 obtuvo Mención Honorífica en el Premio Binacional de Novela Joven Frontera de Palabras/Border of Words con la novela Rhyme & Reason (Fondo Editorial Tierra Adentro 2008). Obtuvo el Premio de Novela Breve de la Revista Literal 2013 con La reinita pop no ha muerto (Literal/CONACULTA 2013). Actualmente cursa el segundo año del MFA en Escritura Creativa de La Universidad de Texas en El Paso donde edita la revista Río Grande.

 

 

 

 

 

 

 

 

DON’T ASK, DON’T TELL

 

eso puede funcionar en el Army

en Fort Bliss

en la escuela

en el trabajo

o con todos esos perfiles de soldados

que aparecen en el Tinder

cuando tu ubicación es El Paso.

 

Eso puede funcionar

excepto cuando el commander in chief

del ejército ciudadano

es la ñora de la lavandería

que te ve llegar con un hijo

dos hijos

en compañía de otra mujer

otra mamá

que los regaña

y los hace marchar bajo el inclemente sol

como si fueran soldados raso

la ñora los mira sorprendida

pero

no se atreve a preguntar

qué clase de familiaridad es esa.

 

Don’t ask, don’t tell.

 

Eso puede funcionar

si tuvieras una lavadora

y una secadora en casa.

 

Pero esa estrategia marcial

pierde todo el sentido

cuando al cabo de unas semanas

caminas varias cuadras

por Río Grande Avenue

como mamá pata con sus patitos

y al llegar a la lavandería

la ñora in chief te pregunta

por tu prima, o tu hermana o tu amiga

y tú con valor militar

le dices, con Rigo Tovar de tu lado,

que la mujer que suele acompañarte es:

tu amiga, tu esposa y tu amante.

 

Y luego de una risa nerviosa, la señora

-que se piensa ya el ejército enemigo-

cree que puede sitiar la plaza:

Bueno, sí, pero de quién son los hijos, pregunta.

De las dos, le dices.

En ese momento quisieras ordenar la retirada.

Los sentimientos son esa tormentas de arena

que te hacen masticar polvo.

El estómago es una lluvia de verano:

caliente, violenta, que sólo alborota el calor.

Soldados: romper formación, quieres decir

pero el pundonor te lo impide.

 

Alguien entra a interrumpir el combate.

Ambas tropas se encuartelan.

Hay un abrupto cese al fuego.

Todas las miradas se concentran en la tele.

Cualquier comentario

a partir de ahora,

será un rumor indistinto que

tendrá que ser sobre la telenovela en turno

o el programa de variedades.

 

 

 

Share Button

Escribe un comentario