Poesía en domingo. En esta primera entrega de nuestra nueva sección, poemas de:

  • Mario Calderón (Timbinal, Guanajuato, 1951)
  • Jorge Fernández Granados (Ciudad de México, 1965)
  • Rogelio Guedea (Colima, 1974)

__

Una cordial invitación a seguir leyendo.

Mario Calderón

COLON-IZAR

Por ímpetu del des-tino
del puerto de Falos
partió Cristóbal Colón
-paloma que lleva a Cristo-
a inseminar América.
Y un trece de agosto
día de Diana diosa
de fertilidad
fue forzada Tenochtitlan
y parió una nueva raza.

Jorge Fernández Granados

Las palabras

viejas palabras inflamable animal de las palabras

rarísimas semillas de allá

crecen queman quebrantan
pues quién
no es igualmente una palabra y el mal
de sus propias palabras
quién su mar a veces
desde un hondo un antiguo
desconcierto

viejas palabras inflamable animal de las palabras

las hondas gotas de la claridad
junta lluvia que baja
del cielo a veces para la indescifrable sed
de los muertos

viejas palabras inflamable animal de las palabras

ánclalas semillas
de un verde nacimiento o árboles
futuros robustos de un bosque que arderá
en la citada
hora del fuego

viejas palabras inflamable animal de las palabras

rarísimas semillas en los labios
del polvo aún humeantes pequeñas
incrustadas como meteoros
celestes en el silencio mineral del mundo
incrustadas aún
como soles en los ojos

viejas palabras inflamable animal de las palabras

tal vez a punto de apagarse brasas
en los restos de una hoguera
con que quisimos alumbrar
la noche

Rogelio Guedea

si desdichadamente

con cuál mano saludar al día, ¿saludarlo con la que se escribe?, ¿con la que se ama saludarlo? ¿con cuál de las pérdidas del día saludar al día?
¿ir a galope por su maravilla? ¿darle la espalda como la palabra nunca?
y a esa mujer, ¿con cuál mano levantarla?, ¿levantarla con la que se escribe el día? ¿con la que se ama el día levantarla? si desdichadamente
y nada vuelve.

--