title

CÍRCULO DE POESÍA

 

Foja de poesía No 216: Stephanie Alcántar

13 Jul 2010

Stephanie AlcántarA continuación presentamos una mirada al trabajo de Stephanie Alcántar (Illinois, USA., 1990). Escribe poesía, narrativa y ensayo. Es Becaria del PECDA en el área de poesía. Premio Estatal de Poesía Olga Arias 2008 (Durango). Algunos de sus poemas han sido traducidos al polaco. Acreedora al Premio Estatal de la Juventud 2009 en la Categoría de Arte y Cultura.

 

 

Isla

 

Tenías en los ojos una isla

una isla profunda que avizoraba fantasmas.

Mirabas igual que un barco a la deriva

como las velas cuando elevan los pulmones contra el infinito.

Sabía que tenías una gotera en el corazón.

 

Tú nombrabas las olas para que vinieran

y extendías la arena como un lenguaje póstumo.

Mar de los abismos empedrados

mar de la pirámide convexa

de los caminos anclados.

 

Los motivos para zarpar contra la hoguera

fueron fósiles/ anémonas azules.

 

 Tenías en los ojos una isla

y en la isla había una barca destrozada

contra el último espacio donde revientan las olas

donde se queda el sonido

en forma de humedad sobre la arena.

 

Si hubiéramos llorado suficiente

habríamos  reunido un mar en nuestra casa

la cama sería el barco a la deriva

poblando la isla

que habita tu pupila.

 

 

 

 

Quise nombrarte abismo

disyuntiva de los versos vegetales

remanso de los órganos convexos

ceniza de los limites ya devorados

 

Pensaba acostumbrarme a tu memoria

al espacio de tu ausencia simultánea

gélido proceso de la orca

que no magulla los espasmos

 

Esperaba  coincidir en tu caída

o en el péndulo invisible de tu sombra

en el crudo movimiento de la sangre

esperaba coincidir con tu ceguera

para vernos como dos desconocidos

tapándole los ojos a la ausencia.

 

 

 

 

Con el sufragio vespertino de mis soledades

consigo dislocarme la memoria

hundir en el concierto de gaviotas

el efímero fastidio de las células

 

La comarca de palabras que no habito

es un viernes sumergido en la placenta

epistolario de las grietas amarillas

que ahorca los disturbios con grafemas

 

Por eso cuando intento levantarme

sobre un tiempo que no puede sostenerme

se yerguen primero las palabras

como si mi sombra se inventara otro cuerpo.

 

 

 

 

Un jardín en la memoria.

 

Tenía un jardín en la memoria

crucigrama de palíndromos

orugas archivadas

los pensamientos le crecían en forma de tulipanes

y el olvido era un árbol grande

que atoraba papalotes.

 

Tenía un jardín en la memoria

y una hilera de soles tatuada en los parpados,

era el cielo como sus ojos.

 

Tenían un jardín en la memoria

y una enredadera como el amor

apoyada en el aire.

 

 

 

 

Nómbrame

 

Escribe mi nombre para salvarme

con la sal que se adhiere a los barcos

con el murmullo de fantasmas que no has visto.

Sostenme con la forma de la espera

con un clavo vencido que haya sujetado una sombra

detén mi nombre contra la puerta

para no salir

            en forma de poema

                        como el vuelo de la gaviota.

 

 

 

 

Soledades

 

Te digo soledades que pueblan los paladares y las llagas

que forman epígrafes con el celo de los pies en baile.

Te cuento soledades con los dedos de la mano

con la maraña de canciones que rellenan

los rincones azules donde no cabe el llanto.

Te digo soledades al azar

para que no sities la mía.

 

 

 

Lágrimas bengala.

 

Las posibilidades inauguran la fuerza de los momentos huérfanos

de la gélida soledad de los augurios.

Soñé un lagarto debajo de la sombra de mis heridas

y lloré bengalas

cuando supe que había muerto

el escándalo de la hoja en blanco.

 

 

 

Datos vitales

Stephanie Alcantar (Illinois, EUA/ Durango, México/ 1990) es Poeta, practicante también de la narrativa y el ensayo. Estudiante de la Lic. Matemáticas Aplicadas de la UJED. Becaria del PECDA en el área de poesía. Docente de la materia de Literatura en la Escuela Primaria Humanista “Carl Rogers”.  Autora de los libros: Los lirios contarán cuentos de hadas (2008-2009) y La incertidumbre también tuvo infancia (2009; Premio Estatal de Poesía Olga Arias 2008, obra traducida al polaco). Acreedora al Premio Estatal de la Juventud 2009 en la Categoría de Arte y Cultura. Segundo lugar en el Concurso Internacional Caminos de la Libertad, con el poema “Si libertad fuera una palabra”. Su obra ha sido incluida en diversas antologías y revistas nacionales e internacionales.

Share Button
  • Rosaura Reyes

    Me gusto mucho tu poesía, puedo ver muchas imágenes de un jardín en la memoria y nómbrame…en hora buena.

  • Ernesto Espinoza

    Excelente poeta, felicidades.

  • Israel Flores

    Tu ritmo y tus imágenes son de un wow.
    Felicidades.

Escribe un comentario