Ghanaian Poetry: Joe de Graft



Today at Círculo de Poesía: a poem of Joe de Graft (1924-1978). Ghanaian poet, playwright and dramatist. He was a teacher for most of the young poets of his country. One of his most famous books is Sons and Daughters (Oxford University Press, 1963).

The translation is made by David Anuar and Rodrigo Quijano.

 

Hoy en Círculo de Poesía: presentamos un poema del escritor, dramaturgo y poeta ghanés, Joe de Graft (1924-1978). Además de poesía escribió teatro y fue nombrado el primer director del Drama Studio de Ghana en 1962. Fue maestro de los escritores más jóvenes de su país. Uno de sus libros fundamentales es Sons and Daughters (Oxford University Press 1963). La traducción es de David Anuar y Rodrigo Quijano.

 

 

 

 

 

The Old Sea Chain

 

At the end of this slip-way,

Beyond the foaming breakers,

The old sailing ships used to rest

Preening their white wings in the breeze

As they waited for their cargo.

 

Look now, how the green see-weed

Covers all the slip-way!

 

Now feel,

Feel with the sole of your infant feet

The fierce dragon rock beneath the silken weed,

Teeth-of-dragon rock stained red-brown

As with ancient blood –

Blood not all the waters of the sea can wash away.

 

Then look across the ocean;

Look beyond the breakers,

Far out beyond the curve

Of meeting sky and ocean,

And tell me what you see.

 

Nothing?

 

Yet in those ancestral days

There was a chain –

A chain of flesh and iron wrought;

And it held beyond this slip-way,

Reaching out to sea

Far, far beyond the curve

Of meeting sky and ocean,

On to the other side of the Atlantic.

 

 

 

 

 

 

La vieja cadena del mar

 

Al final de esta grada

Más allá de las grandes olas espumantes,

Los barcos viejos, navegantes, solían reposar

Acicalando sus blancas alas en la brisa

Mientras esperaban su cargamento.

 

¡Mira ahora, cómo las algas verdes

Cubren toda la grada!

 

Ahora siente,

Siente con la suela de tus pies pequeños

El fiero dragón de roca bajo la sedosa yerba,

Dientes-de-dragón de roca teñidos rojo pardo

Como de sangre primigenia–

Sangre que ni todas las aguas del mar

Pueden lavar.

 

Entonces, mira al otro lado del océano;

Más allá de las grandes olas

Mucho más allá de la curva

Donde cielo y océano se encuentran

Y dime lo que ves.

 

¿Nada?

 

Sin embargo, en esos días ancestrales

Yacía una cadena –

Una cadena de carne y acero forjado;

Que sujetaba más allá de esta grada

Extendiéndose al océano

Más, más allá de la curva

Donde cielo y océano se encuentran,

Al otro lado del Atlántico.