Poesía en alemán: Reiner Kunze



El poeta argentino Juan Pablo Abraham construye un dossier de poesía en alemán. Nos ofrece en esta oportunidad algunos textos de Reiner Kunze (Alemania, 1933). Nació en la entonces República Democrática Alemana y por así actividad política fue considerado disidente. Traduce poesía del checo. Es considerado uno de los maestros de la poesía alemana actual. 

 

 

 

 

 

POÉTICA

 

                  Para jakub Ekier

 

Hay tantas respuestas
pero no sabemos cuestionar

El poema
es el bastón de un poeta ciego

con el que toca las cosas
para reconocerlas.

 

 

 

 

CASA DE PÁRROCO

Para el padre W.

 

Quien allí entra afligido encuentra
paredes, un
techo y

no necesita rezar

 

 

 

 

 

EL MURO

 

Al derribarlo,  no sospechábamos
cuán alto era
en nosotros

Estábamos acostumbrados
a su horizonte
y a la ausencia de viento

Y en su sombra
ninguna sombra se proyecta

Ahora estamos libres
de cualquier excusa

 

 

 

 

 

LAWRENCE FORSTER DIRIGE LA ORQUESTA

(Londres, Royal Festival Hall)

 

Con el pulgar y el dedo índice de la izquierda
muestra el orificio por donde
debe pasar el sonido

Punto por punto
va cosiendo con la batuta
la primera sinfonía de Shostakóvich – el presto del final
un relámpago de aguja

Los sastres de la distinguida Bond Street
deberían besar sus manos.

 

 

 

 

PRIMERA PROCESIÓN

Para Celmens Graf Podewils

 

Kunze se adaptadó
(Palabras de exiliados)

Me adapto

Fui a enterrar a un amigo

Me adapto a esa verdad
como él se va a adaptando a la tierra

 

 

 

 

POETA NO CRUCIFICADO

 

Ellos vienen a tocar la gloria

Pero en ninguna parte
enuentran el perfume del laurel

 
Ni siquiera una corona de espinas

Solo la frente, la que tú tienes

Y así se van, dejándote
sus errores

Espina tras espina

 

 

 

HUYENDO DEL AMBIENTE LITERARIO

 

No quieren tu vuelo, quieren
tus plumas

 

 

 

 

 

CREDO EN UN BUEN DIA

 

…los que andan con el corazón descalzo

Jan Skacel

 

Cuando escribes un poema, estás entonces
descalzo en el corazón

 
Evita los lugares, en los cuales
algo se haya roto en ti

 
El musgo
no ha crecido para cubrir los pedazos

 
Hay en él,
un verso sin heridas